Luis Beiro Álvarez

Se licenció en Derecho en la Universidad de La Habana (1975). Fue miembro de la Unión de Periodistas de Cuba y de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, donde trabajó como especialista en eventos internacionales y publicaciones. Ha publicado varios libros de poesía, periodismo e investigaciones literarias. Su primera novela, La carnada en el anzuelo (1998, 2002), fue celebrada por la crítica. Ha publicado otras novelas: Luyanó (2009) y Los elegidos de Miranda (2013). Actualmente es editor cultural del periódico Listín Diario.

Los primeros años del cineasta Oscar Torres

Este artículo, que explora parte de la vida y de la obra del revolucionario director de cine dominicano Oscar Torres, saca a la luz algunos datos inéditos que lo presentan como un intelectual comprometido con su país y su tiempo. También se describe y ambienta su paso por Roma, donde estudió cine, y su residencia en Puerto Rico, donde realizó sus primeros filmes y se convirtió en el precursor del docudrama en el Caribe hispánico. Es la primera parte de una investigación sobre la figura y obra de este gran cineasta dominicano.

Breve panorama de la literatura en el cine dominicano de ficción (1923-2015)

Tras presentar un breve panorama de la relación entre la literatura y el cine dominicano de ficción, se bosquejan antecedentes, precursores y circunstancias en la evolución del cine dominicano desde 1923 hasta 2015, partiendo de La leyenda de Nuestra Señora de Altagracia y llegando a películas tan recientes como Dólares de arena y La gunguna. Se enfoca en la trayectoria del director Oscar Torres y en la influencia de Juan Bosch en el mundo cinematográfico. A manera de coda, propone recomendaciones y ejemplos recientes como continuidad al favorable matrimonio literatura-cine.

1937-2001: Acercamiento a la literatura en el largometraje cubano de ficción

El autor emprende un ensayo panorámico sobre un tema poco tratado en la historia del cine cubano: obras literarias, ya bien cubanas o extranjeras, llevadas como argumentos de películas. El autor bosqueja antecedentes, precursores y circunstancias en la evolución del cine cubano desde 1937 hasta 2001, mencionando la formación de una juventud preparada técnicamente para asumir esta responsabilidad, así como la gestación del ICAIC y su evolución. A manera de coda, propone ejemplos recientes como continuidad al favorable matrimonio literatura-cine.